Policiales

Tres jóvenes habían confesado el crimen

Encontraron asesinado a Fabián Gutiérrez, exsecretario de Cristina Kirchner

04|07|20 15:26 hs.

El empresario Fabián Gutiérrez, exsecretario de Néstor y Cristina Kirchner, fue encontrado muerto esta mañana por la Policía de Santa Cruz en una vivienda de El Calafate, luego de que tres de los detenidos por el caso de su desaparición confesaran ante la Justicia que lo habían asesinado. 


El cuerpo fue encontrado golpeado y con un corte en el cuello, según precisaron fuentes de la investigación, que recibieron ayer al mediodía la denuncia por la desaparición. 

Operativos 
Durante la madrugada se habían realizado varios allanamientos en los que se detuvo a tres jóvenes de entre 20 y 25 años que confesaron el crimen al declarar ante el juez de instrucción Carlos Narvarte y dieron precisiones sobre el lugar donde se encontraba el cuerpo. 

Tras la denuncia por la desaparición, la Policía de la provincia -junto al ministro de Seguridad provincial Lisandro de la Torre- realizaron anoche un operativo en el último domicilio de Gutiérrez, ubicado en Perkins y padre Alberto D’Agostini de la villa turística. 

Según explicó el juez Narvate en declaraciones a la prensa local, en ese domicilio se encontraron “indicios y manchas de sangre, con lo cual posiblemente pudo haber un hecho de violencia”. 

Luego de ese operativo y de las declaraciones de un testigo, se produjo la detención de 3 jóvenes de entre 20 y 25 años.

“Todos los detenidos declararon ante el juez y confesaron que habían ingresado a la casa de Gutiérrez, y lo atacaron a golpes mientras le exigían la entrega de dinero y del número de sus claves bancarias”, señalaron fuentes policiales a la agencia estatal Télam. 

El último arrepentido 
El ahora empresario había sido procesado por el juez federal Claudio Bonadio en noviembre del año pasado, sin prisión preventiva, como supuesto coautor del delito de lavado de dinero en el marco de un expediente vinculado con la denominada “causa de los cuadernos”. 

Aunque dijo no haber visto el contenido de los bolsos que los Kirchner movían desde Buenos Aires al sur, los detalles de la confesión de Fabián Gutiérrez le alcanzaron en su momento al exsecretario de Cristina Kirchner para convertirse en el último “arrepentido” de la causa. 

En su declaración, además del movimiento de los bolsos, el exsecretario contó cuánto dinero gastaba CFK en compras cuando salía en viajes oficiales, cómo terminó renunciando porque la expresidenta lo increpó por haber ido al baño y por qué el exministro de Planificación Julio De Vido “la odiaba”. 

También detalló cómo eran las reuniones de la recaudación al final de cada día, cuando los exfuncionarios llegaban con sus bolsos o mochilas para entregarlos a Néstor Kirchner, y reflotó las sospechas de las bóvedas que había en las casas del entonces matrimonio presidencial. (DIB)