Luciano y Sebastián Lleral, de Hotel y Confitería París, con una vuelta a medias de sus actividades

La Región

Gonzales Chaves

Más que fase 5 parece ser de 4 y medio

14|06|20 10:49 hs.

El anuncio del ingreso a la fase 5 trajo expectativas en rubros que no tenían actividad, especialmente el gastronómico. En algunos casos los propietarios de dichos comercios se ilusionaron con la posibilidad de retomar el trabajo, fundamentalmente los restaurantes y confiterías que abren sus puertas en horas de la noche, pero lamentablemente ello quedó trunco, porque a pesar que en un principio desde las autoridades municipales se había mencionado que evaluaban una apertura con un horario hasta las 23 y con un protocolo acorde a las circunstancias que se viven, finalmente no fue tan así porque pasado el mediodía del viernes último el intendente Marcelo Santillán anunció que el horario de cierre sería a las 19 para este rubro, lo cual por cierto no sirve para realizar la actividad completa en restaurantes y confiterías, cuya mayor afluencia habitualmente ocurre en horario nocturno. 


Ante las expectativas creadas dialogamos con Luciano Lleral, quien estaba acompañado por su hermano Sebastián, integrantes de la firma propietaria de la tradicional Confitería y Hotel París, como así también lo hicimos con el propietario del restaurant La Herencia y parrilla El Cortijo, Alberto Martos, quien agradeció “a Dios que hemos llegado a la fase 5 y tenido la respuesta de que ya podemos abrir, con las limitaciones de acuerdo al protocolo establecido y por suerte después de tres meses volveremos a trabajar”. 


Alberto Martos se había preparado de la mejor manera para la vuelta de los comensales, pero la retracción al horario anunciado primeramente coartó y mucho las posibilidades de trabajar en La Herencia y El Cortijo (J.C. Cabrera)


Comentó que luego de dictada la cuarentena el 20 de marzo último y el cierre de este tipo de rubros “estos meses han sido bravos, solamente delivery y gracias a Dios la gente nos respondió bien, no se dejó personal sin trabajo y seguiremos también con ese sistema porque es algo como que llegó para quedarse. Lógicamente que no es lo mismo que el trabajo normal de estar abierto, pero repito, el sistema sirvió para mantener la mayoría de los empleados y no hubo necesidad de recurrir a créditos”. 


La Herencia (J.C. Cabrera)


En relación a los gastos que hubo que afrontar con ingresos muy reducidos, Martos explicó que “con el alquiler de uno de los locales sus propietarios se portaron muy bien, en el otro negocio céntrico el local es de mi propiedad y en los servicios obviamente que tenemos atrasos, porque la prioridad eran los empleados, después veremos cómo hacemos frente a esa deuda”. 

Para el empresario gastronómico “esta situación que se vive da una sensación rara, pero gracias a Dios el virus no ha llegado a nuestro pueblo y esperemos que siga así, solo debemos cuidarnos. Por eso hay que cumplir el protocolo, solo se permitirán 36 personas y el horario es hasta las 23, por lo tanto le digo a mi clientela que no lo tome a mal pero se debe respetar el número de comensales y es solo para gente de nuestra ciudad”; asimismo, en el cierre, tenía palabras de agradecimiento para “la gente que nos acompañó en estos meses”.

Luego de esta charla llegó el informe oficial que el horario sería hasta las 19, ante lo cual Martos reaccionó contra la medida: “Lamento mucho esta decisión, porque ya había realizado compras de mercadería, habida cuenta que tenía reservas para el fin de semana, creo que no se entiende desde las esferas municipales que nuestra situación comercial es angustiante”, ya que le resta el horario de mayor trabajo y la posibilidad de empezar a recuperar lo perdido.

La París
En tanto Luciano Lleral, de la Confitería París, se mostró en principio ilusionado porque “esperamos reabrir después de tres meses, aunque sea con menos cantidad de clientes y nerviosos de lo que pueda suceder, han sido tres meses muy duros porque el panorama es incierto para todos, incluso en nuestro caso hasta se llegó a definir que de seguir así se cerrarían las puertas”. 


Confiteria Paris (J.C. Cabrera)


En un planteo sobre la situación alcanzada por la tradicional confitería, describió que “a nivel empleados tuvimos que reducir la cantidad, solamente hicimos algo de delivery donde la gente nos respondió bien, pero alcanzó como para solventar algo de los gastos fijos que se tienen. Intentamos acceder a las líneas de créditos que se promocionan, pero no pudimos ingresar a ninguna”. 

Aseguró Lleral al evaluar que “todo este tiempo que estuvo cerrado no se va a recuperar, porque los gastos fijos igual hay que pagarlos, incluso antes de esto el rubro también venía algo castigado, pero debemos mirar hacia delante y no pensar en lo que hemos perdido. Afortunadamente el local es de nuestra propiedad y eso es importante, porque sino hubiera sido imposible continuar”. 

Y en lo que respecta al hotel, “está totalmente parado porque no se permite el trabajo, incluso nuestra mayor clientela son los viajantes y ahora no vienen. Esperemos que esto termine pronto y que los comercios que han podido resistir puedan seguir, debemos hacerle frente y esperemos tener de lo que queda un año más agradable y bueno para todos”. 

          0000000000000000000000000000000000000

Una ciudad cerrada 
Anoche, el último comunicado de la Municipalidad de Gonzales Chaves, dio cuenta que la ciudad ha quedado prácticamente cerrada el fin de semana largo, ya que ni siquiera los habitantes de las propias localidades del distrito pueden ingresar. 

“Dada la situación epidemiológica de Azul, Laprida, Olavarría y Necochea, se restringe la circulación entre las localidades del distrito, De la Garma y Juan Eulogio Barra, solo se puede acceder a la ciudad cabecera para actividades esenciales”, señala el comunicado mediante el cual el intendente Santillán dispuso el cierre de Chaves. 

Cabe recordar que de la misma manera, había dispuesto anteriormente prohibir el ingreso a la ciudad, durante el fin de semana alargo, de personas provenientes de distritos con circulación del virus, que además de las nombradas involucra a ciudadanos de Buenos Aires, La Plata y Bahía Blanca, como de cualquier otro lugar que registre casos positivos de Covid-19. 

Nueva fase 
Al ingresar a la fase 5, se habilitaron nuevos horarios, donde para los comercios de todos los rubros es de lunes a sábado de 8 a 19. Hoy, y todos los domingos, hasta las 19 pueden abrir almacenes de cercanía (no supermercados). Todos los días hasta las 19, se pueden hacer visitas familiares, o con vínculo cercano que residan en el distrito, con un máximo de 10 personas, lo que se desdijo anoche con el último comunicado. 

En tanto, se están adecuando los protocolos con instituciones deportivas para otras actividades, y las salidas se permiten todos los días de 8 a 19, y comprende caminata, trote recreativo y bicicleta, en tanto que para los ciclistas siguen habilitados los caminos De la Garma-Juan E. Barra, y Chaves-Estación Vásquez. 

VTV 
El próximo martes se podrá realizar la verificación técnica vehicular en Chaves, ya que un equipo móvil estará ubicada en el predio del ferrocarril y atenderá únicamente por turnos, los que se pueden solicitar en www.infovtv.com.ar, o al teléfono 0800 345 3888. 

El horario de atención será de 7.30 a 15.30. Se recomienda concurrir una sola persona por vehículo, utilizar tapabocas, y de ser posible realizar el pago por medios electrónicos (tarjetas de débito ó crédito).