La Ciudad

Cobraron una parte menor de los salarios adeudados

Se cumplen dos semanas de paro en el Frigorífico Anselmo

22|01|20 09:12 hs.

La medida de fuerza por parte de los trabajadores del Frigorífico Anselmo tiene continuidad y en la jornada de hoy se extiende a dos semanas. El viernes pasado, según pudo confirmar este diario de fuentes seguras, todo el personal cobró 6000 pesos. No obstante, se indicó que es un monto que representa una parte menor de los salarios atrasados, por lo cual “no cumplió con las expectativas”. 


También se indicó que parte de los operarios ayer realizaron tareas de limpieza y cortaron el césped, para realizar un mantenimiento de las instalaciones de la empresa. Se trató de una actitud voluntad, que implica una muestra de buena voluntad y de interés por el cuidado del lugar, a la espera de que pueda concretarse una venta que genere la posibilidad de retomar la producción. 

Mientras tanto, únicamente se están cubriendo turnos en la sala de máquinas, donde es necesario estar para realizar algunos trabajos que no pueden postergarse; así como hay serenos que se siguen desempeñando por razones de seguridad. 

En forma paralela, hay gestiones –con la participación del Sindicato de la Carne- para buscar tener una reunión con autoridades del Ministerio de Producción de la provincia. 

Otra de las alternativas consiste en solicitar ser incluidos en el Programa de Promoción, Preservación y Regularización del Empleo (PREBA). Una de las finalidades es dar apoyo a trabajadores cuyo puesto laboral está en riesgo. Implicaría al menos contar con un monto mensual destinado a cada obrero. 

El sábado 4 de enero reabrió la carnicería de Anselmo, pero pocos días después la actividad volvió a interrumpirse. 

En este contexto, cabe recordar que el viernes pasado se realizó una conferencia de prensa en instalaciones de la empresa, convocada por los propios trabajadores y con la participación también del Sindicato de la Carne.

Varios meses 
Se describió la difícil situación que están viviendo y sus efectos sobre la economía familiar. El procedimiento que están aplicando es asistir, fichar y hacer retención de tareas durante un par de horas, con un acatamiento total. 

“El problema no es que no queremos trabajar, sino que no hay vacas para faenar. Vamos a apoyar a quien quiera venir con una propuesta seria. Esto con palabras no anda. Esto anda solo con animales para faenar”, señaló uno de los empleados. Incluso aseguraron que “hay gente a la que le deben más de cien mil pesos”. 

Otra de las consecuencias fue el corte en el suministro del gas por parte de la firma Camuzzi, por falta de pago de un monto muy significativo correspondiente a este servicio. 

Las dificultades que afectan de modo directo la vida de todo el personal se registran desde hace varios meses. El jueves 19 de diciembre, el intendente Carlos Sánchez, acompañado por el secretario de Desarrollo Social, Marcelo León, recibió a operarios y al dirigente sindical Néstor García, oportunidad en la cual se requirió ayuda municipal especialmente en casos de familias con complicaciones más notorias ante la falta de recursos.