Nacional

Buscan evitar el default

Deuda: el Gobierno espera respuesta de bonistas con optimismo pero no descarta pagar

20|01|20 20:55 hs.

A horas de que venza el plazo para la respuesta de los bonistas al pedido de "reperfilamiento" de una deuda de 250 millones de dólares, en el Gobierno bonaerense expusieron un "optimismo moderado", y no descartaron afrontar el pago completo en caso de una negativa, para evitar el default. 


El ministro de Hacienda bonaerense, Pablo López, expuso hoy la situación durante una reunión de gabinete celebrada en La Plata. La evaluación del equipo económico del gobernador Axel Kicillof es que hay chances de lograr una respuesta positiva del 75% de los bonistas, aval necesario para avanzar con la propuesta oficial. "Optimismo moderado", fue la frase utilizada por algunos funcionarios para graficar el momento de la negociación. 

El miércoles es el "deadline" para los acreedores bonaerenses respondan si aceptan o no la propuesta oficial. Si la respuesta es negativa, obligarán a la Provincia a pagar o entrar en default. Es por ello que, pese a las esperanzas en que haya un acuerdo, en las últimas horas surgió con más fuerza la posibilidad (adelantada por DIB) de que ante una negativa el Gobierno afronte el pago de los vencimientos tal como estaba previsto en el cronograma oficial. 

La administración Kicillof debe hacer frente en enero vencimientos de deuda por más de 500 millones de dólares. Buena parte de los compromisos (250 millones) son con la Anses, cuyo titular Alejandro Vanoli ya confirmó que serán "reperfilados". 

La propuesta del Gobierno a los acreedores privados que tienen en sus manos los restantes 250 millones de dólares fue oficializada el martes pasado a través de una solicitada. La oferta consiste en cancelar los intereses que vencen el 26 de enero y postergar hasta el 1° de mayo el pago de capital. 

La estrategia es idéntica a la que mantiene Nación con sus propios acreedores. Si antes del 10 de febrero no se comunica el acuerdo o se cancela la deuda, la Provincia entraría oficialmente en default. 

Por eso el "Plan B", frente a un fracaso de las conversaciones, es pagar: la licitación de letras por $ 10.000 millones prevista para los próximos días podría ser una clave de esa jugada.

"Conversaciones constructivas" 
 El ministro de Hacienda y Finanzas bonaerense, Pablo López, aseguró en las últimas horas que la Provincia lleva adelante "conversaciones constructivas con más del 75%" del universo de tenedores de los títulos que vencen el 26 de enero. 

"Estamos hablando con la gran mayoría del universo de los tenedores de bonos que vencen el próximo 26 de enero, que son más del 75% y con ellos hay conversaciones constructivas", afirmó López. 

Por su parte, el gobernador Axel Kicillof, aseguró que los acreedores "entienden bien la solución" que presentó su administración.

"Este año la provincia tiene 2.900 millones de dólares de vencimientos de deuda. Nosotros aclaramos que hay cuestiones y prioridades que vamos a atender, porque no dejaremos a los sectores que la están pasando tan mal sin alimentación, sin cuestiones básicas y con las escuelas rotas", dijo Kicillof. (DIB)