La Ciudad

.

Preocupación de la CGT Regional por la situación social del distrito

20|11|19 08:29 hs.

En el marco de una conferencia de prensa, miembros de la CGT Regional dieron a conocer un informe relacionado con la situación económica, social y gremial de Tres Arroyos, el cual fue desarrollado y elaborado por integrantes de la delegación local de la central obrera. 


“Este trabajo fue pedido en su momento por la Municipalidad y se lo vamos a entregar”, expresó en primer término Humberto Salaberry, secretario general de la CGT Regional, quien estuvo acompañado por los dirigentes Adolfo Olivera, Juan Laporte, Adela Cornú, Rubén Carabajal y otros representantes gremiales. 

Olivera, en tanto, dijo: “La idea era elaborar un informe de lo que vemos de cada una de las áreas de los que trabajamos en la CGT”. Laporte, por su parte, dijo que “desde la Secretaría de Previsión Social llevamos adelante la tarea de recopilar datos de acuerdo a las realidades que encontramos de los trabajadores pasivos. Además, tenemos un trámite de la prestación por desempleo, que se gestiona en la oficina local de Anses”. 

Entre sus apreciaciones, manifestó: “En 2018 se entregaron 518 beneficios; y en lo que va de 2019 se otorgaron 554”. 

A su vez, Cornú dio a conocer un dato preocupante. “Entre 800 y 1000 personas concurren a merenderos y comedores populares, los cuales se mantienen por el trabajo de organizaciones sociales y vecinos solidarios”.

Y agregó que “en el último año se ha incrementado la necesidad alimentaria y se hace cada vez más urgente. En comedores escolares no se estaría brindando una necesidad acorde”.

Al municipio 
Desde la CGT Regional ensayaron críticas hacia el municipio por la falta de reuniones de la Mesa de Crisis. "Fueron una, dos reuniones y el encargado de la convocatoria era la Municipalidad, cosa que este año no se han hecho para nada”, expresó Salaberry. 

Y agregó: “No tuvimos llamados ni convocatorias: tuvimos la preocupación también de las iglesias católicas y evangélicas. Primero porque era la campaña, después por las elecciones: señores, ya pasó todo. Es momento de que se convoque, nunca fuimos sectarios y cada vez hay más necesidades. No podemos hacernos los distraídos". 

Entre sus apreciaciones, el dirigente sostuvo: “La Municipalidad, en su momento, pidió que hagamos este informe. Sin embargo, nunca se lo pudimos entregar porque nunca nos convocaron ni tampoco se volvieron a hacer las reuniones de la Mesa de Crisis”. 

Salaberry pidió que las partes se vuelvan a juntar para abordar la situación social y económica de Tres Arroyos. “Ya pasó la campaña electoral y las elecciones. Ahora es el momento para que nos convoquen. Somos abiertos, como siempre. El problema y las necesidades son de todos. A algunos los afectará más que a otros. Por eso, nosotros queremos colaborar y arrimar soluciones”, expresó.

Sobre el cierre, mencionó: “Convocar no es malo. Hablar, tampoco. Es lo que más debe existir. Nos parece que se debe hacer lo acordado. Y sino, lo haremos nosotros”.