Marianela Hut

Deportes

Perdió 3 a 1 frente al Velense

Tropiezo en el arranque para Villa

31|10|19 08:21 hs.

Pagó muy caro sus errores, sufrió un gol en el mismo inicio del juego, actuó más de 65 minutos con un hombre menos y terminó con una fuerte reacción que le permitió achicar la diferencia y cambiar su imagen; ese podría ser el resumen del debut con derrota por 3-1 de Villa del Parque sobre Velense, en elTorneo de la Federación de Fútbol Bonaerense Pampeana, que entrega dos ascensos al Regional Federal Amateur de 2020. 


Sólo había transcurrido 1 minuto de juego, donde la visita se había posicionado en campo del local, y tras un desprolijo rechazo, Tomás Inza clavó desde la medialuna un fuerte zurdazo que dejó sin chances a Anta. 

La velocidad e intensidad del equipo de Lucas Rodríguez sorprendió a Villa; sin preocuparse por jugar asociado, Velense apostaba al juego largo y a la segunda pelota. Y cuando tomaba ésta, ejecutaba veloces ataques. Pasados 10’, los de Julián reaccionaron, metieron un par de intentos fuertes por derecha con Marchetti, y por izquierda Mink mostraba un potable lugar de ataque; pero no alcanzaba para generar peligro, salvo un remate cruzado y desviado de Gutiérrez. 

Todo lo contrario con la visita, quien a los 26’ usufructuó un largo lanzamiento que Medwid, intentó erróneamente despejar. Y lo hizo mal; la pelota le quedó a Casco, quien fue objeto de penal por Colonna, quien además, vio la roja. La pena la tomó Inza y su remate se fue elevado. 

Pero lamentablemente los errores no terminarían ahí, ya que a los 37 Villa perdió la pelota en media cancha, Fuentes habilitó rápido y preciso a Casco, quien no dudó en definir para el 2-0 parcial. 

El ingreso de Rivera en el inicio del complemento, le puso más “condimento” al ataque local, que pasó a defender con 3. Presionando en campo rival, cerrando espacios y arriesgando, se adueñó de la pelota y el terreno. Pero salvo a los 14’ con un remate de Mink que desvió el arquero, lo suyo era más intentar que poder. Y como estaba expuesto atrás, una contra que acertó la visita vía Ruíz Sánchez, con exquisita definición por arriba de un adelantado Anta, puso el 3-0 que parecía lapidario. 

Pero el orgullo villense tuvo su premio, lo mismo que la categoría que mostró Rivera, quien tras un centro de Leguizamón puso el descuento. Y si bien termino siendo poco, el local transformó en figura al arquero local y terminó en un mejor nivel que un rival que se dedicó a defenderse, aunque seguro ante un Villa abusó del centro y se mostró apresurado.