Carlos Subranni, Patricio Alvarez, Néstor Abraham y Jonathan Huertas

Policiales

El jueves se conocerá el fallo

Banda del Corsa: Piden penas de hasta 14 años de prisión

14|09|19 14:48 hs.

La Fiscalía de Instrucción y Juicio pidió penas de hasta 14 años de prisión para los acusados de formar parte de la denominada Banda del Corsa. Durante el jornada de alegatos de ayer, el representante del Ministerio Público, doctor Gabriel Lopazzo, solicitó 14 años de prisión para Carlos Subranni y Patricio Alvarez, 7 años de cárcel para Néstor Abraham y 3 años y medio para Jonathan Huertas. En tanto, las defensas de los imputados solicitaron su libre absolución. 


Los dos primeros están acusados de “asociación ilícita en concurso real con cinco robos calificados por efracción, poblado y banda, un hecho de robo agravado por efracción, poblado y banda en grado de tentativa”. Por su parte, Abraham está imputado de haber participado en tres de esos episodios y Jonathan Huertas de hacer lo propio en uno, aunque como colaborador y partícipe secundario. Cabe recordar que este último es el empleado de la empresa de seguridad privada encargada de vigilar la empresa Maderas Martín la noche en que cortaron la caja de seguridad para sustraer los valores que había en su interior. 

Tal como pudo averiguar LA VOZ DEL PUEBLO a través de fuentes judiciales cercanas al Palacio de Justicia bahiense en donde se desarrolló el debate, y tal como trascendió a lo largo de todos estos meses previos al juicio, los principales fundamentos de la Fiscalía para solicitar las penas más altas para Subranni y Alvarez, fueron que ellos habrían participado en la totalidad de los hechos ventilados y cuyas principales pruebas fueron los registros fílmicos de distintas cámaras de seguridad, pericias de sonido y los diferentes testimonios del oficial Julio Rodríguez, el policía que más participación tuvo en la instrucción llevada a cabo por el fiscal Lopazzo. 

El juicio fue celebrado en la sede del Tribunal Oral Criminal N°1 de Bahía Blanca, a cargo del doctor Hugro Adrián De Rosa, quien debió impartir Justicia ante la imposibilidad de los magistrados locales a raíz de sus distintas participaciones como jueces de Garantías en la instrucción de la causa. 

En tanto, Carlos Subranni y Patricio Alvarez fueron defendidos por el doctor Pablo Radivoy, Néstor Abraham por Agusto Duprat, ambos de la Defensoría Oficial de Bahía Blanca, y Jonathan Huertas por la abogada particular Elisa Hospitaleche.

La defensa 
Entre los testigos presentados por la Defensa figuraron sujetos con antecedentes penales, algunos recientemente salidos de la cárcel. Al mismo tiempo, la principal estrategia de los representantes legales de los imputados, consistió en atacar al oficial Julio Rodríguez, el policía que encabezó la instrucción de la Fiscalía en el marco de las distintas investigaciones de la causa. 

Precisamente, en ese sentido, también se presentó como testigo de Subranni y Alvarez el empresario transportista Carlos Baliña, en su carácter de empleador del segundo. 

En su testimonio, Baliña coincidió en la línea de la defensa acerca de la existencia de una supuesta persecución de la Fiscalía de Lopazzo sobre Alvarez y Subranni, este último, un denunciante suyo en el marco de una causa federal por tráfico de drogas en la que también supo declarar contra el fiscal Carlos Lemble y que, actualmente, se encuentra radicada en el Juzgado Federal de Necochea, a cargo del doctor Bernardo Bibel. 

En ese sentido, Baliña trajo a colación ante el juez que esa denuncia efectuada por Subranni había sido bajo la misma presión a la que se refería en el marco de los delitos imputados a la Banda del Corsa y con la misma modalidad: usando al policía Julio Rodríguez. 

Para ello, el empresario compartió un audio ante el juez, aparentemente grabado cuando Subranni y Alvarez ya estaban detenidos en Necochea acusados de otro robo calificado por el que posteriormente fueron condenados en aquella ciudad.  
En ese archivo de audio, se podría escuchar a ambos relatándole a Baliña la supuesta presión que tuvo el primero para denunciarlo a él y al fiscal Lemble ante la entonces Fiscal de Instrucción y Juicio, la doctora Verónica Vidal (hoy jueza del Tribunal Oral Criminal de Tres Arroyos). 

La doctora fue la encargada de recibir la denuncia de esa causa por narcotráfico radicada un mes antes del día de las grabaciones exhibidas ante el juez bahiense, tras una manifiestación espontánea de Subranni ante el juez de Garantías Rafael Oleaga, poco después de enterarse que no recuperaría la libertad luego de haber sido detenido en el marco de una estas causas por las que acaba de ser juzgado. 

Si bien en principio la investigación de estos robos llegó a comprender a 10 sospechosos, una circunstancia que la transformó en el proceso por delitos contra la propiedad con más imputados de la historia criminal de Tres Arroyos, sólo cuatro de ellos terminaron aceptando el reto de demostrar su inocencia en un debate oral. Cinco sospechosos, acordaron distintas penas bajo la modalidad de juicio abreviado, un sexto resultó sobreseído al inicio del debate y el destino de los últimos cuatro se conocerá el próximo jueves a las 12 del mediodía, cuando el doctor De Rosa dé a conocer su respectivo fallo.