En “su oficina” Héctor Asef tiene montones de recuerdos de cuanto artista haya representado. “Pensar

Sociales

Héctor Ricardo Asef

Vivir 47 años al pie de un escenario

24|01|21 09:38 hs.

Son los que lleva recorridos Héctor Ricardo Asef como productor de espectáculos, aunque desde el 7 de marzo de 2020 está parado por la pandemia. Ha trabajado con artistas de carácter nacional, internacional pero en muchos aspectos revaloriza y apoya a los cantantes locales. 

Hay personas que tienen trayectorias en trabajos, o largos períodos en cada uno, pero estar 47 años manejando espectáculos es algo muy difícil. 

Es un poco el trayecto de Héctor Ricardo Asef en esto de vivirlo desde abajo del escenario. 

Camino que comenzó, como le cuenta a La Voz del Pueblo “un 16 de diciembre de 1973 con Las Voces de Tres Arroyos”. 

Eran épocas distintas a las de hoy, no existían prácticamente medios más que el teléfono de línea y el correo y Héctor Asef trabajaba en La Voz del Pueblo (en el viejo edificio de Colón 50). Ese fue el día que lo vinieron a ver, “como yo redactaba y ellos me conocían del barrio.

Abel Pintos y Horacio Guarany tienen una historia que los une en los comienzos del bahiense y de esto Héctor fue protagonista




Así que les conseguí la dirección, les hice la carta y la mandé, pidiéndoles que los inscriban al Pre Cosquín de enero del 74’. Pasaron días entre el envío de la carta y yo llamé a Córdoba para confirmar, cuando me dieron el sí faltaba la plata para el viaje” cuenta riendo. Así que organizaron un festival en Quilmes para juntar el dinero, “logramos comprarle unos trajes y nos fuimos ellos cuatro (Jorge Herrera, Hugo Bernaola, Oscar Aranegui, Carlos Russi) mi mujer Mabel –que en ese tiempo era mi novia- y yo”. 

En una pieza de pensión pararon, con la fortuna que por la calidad de su canto Las Voces de Tres Arroyos ganaron el Pre Cosquín y días después lograron, en el escenario de la Próspero Molina, el premio Revelación. “Fueron quince días muy felices, recuerda Asef de las 9 Lunas del festival, mi mujer estaba sola en la platea sufriendo. Pero no tuvieron mucha trascendencia su logro a nivel nacional porque estaba muy politizado el Festival, lo habían sacado a Julio Mahárbiz de la conducción, había un interventor designado por el Gobierno y hasta apareció algún revólver en las reuniones de la comisión del festival. Pero diferente fue la reacción local, se hizo una caravana y yo volví a mi trabajo en el diario hasta que ellos me volvieron a ver y ahí sí fue mi comienzo como productor con un primer show en San Francisco de Bellocq”. 

Conserva un cassette de 1996 cuando recién se iniciaba Soledad. Sergio Denis fue otro de los artistas con quien además los unió la amistad





Las Voces de Tres Arroyos
La trascendencia lograda por Las Voces de Tres Arroyos lo llevaron a que pudiese hacerlos actuar en el Festival del Sol en Catamarca y debido a la conexión hecha bajo el escenario de Cosquín 74’. Allí se contacta con integrantes del Ballet Brandsen que en esos tiempos eran quienes abrían el Cosquín noche a noche. “los conocía ahí, nos hicimos amigos. Ellos habían armado toda una gira por Bolivia y necesitaban un grupo folclórico en el medio cuando hacían cambio de vestuario porque hacían dos cuadros: La Juana Azurduy y Felipe Varela. Por eso Las Voces de Tres Arroyos estuvieron de gira durante más de treinta días con cuarenta shows, desde actuar en una mina hasta el Teatro Nacional de Sucre”. 

Las Voces se quedaron un tiempo más actuando en un restaurante y hasta grabaron un disco de cuatro temas en Bolivia. 

Grupo Son, Jilgueros y Nuevos Aires 
El recorrido de Asef con Las Voces de Tres Arroyos llegó a su fin en continuando, a partir de 1985, con el Grupo Son integrado por Carlos Russi, Cacho D’Onofrio, Horacio Mónaco y Oscar Aranegui. 

Con “algunos de los integrantes de Las Voces –Russi y Aranegui- en principio y luego entraron Pizarro por Aranegui y Luis Pintos por Cacho D’Onofrio. Con ellos hicimos también Cosquín, fuimos a Chile varias veces, hubo discos, premios y hasta una peña en el Centro Danés primero con Raúl Guevara y luego yo solo que se llamó Tierra Mía” señala de esta iniciativa traída desde Cosquín emulando a las que allá había. Esas peñas fueron las que permitieron que muchos cantantes en grupo o solistas de nuestra ciudad tuviesen su primer escenario “te diría que hasta Los Jilgueros surgieron ahí”. 

Cuando Grupo Son se desintegra, lo llamaron Los Jilgueros, “estuve con ellos una etapa de varios años, muy exitosa con Cosquín en horario central para la televisión inclusive. Eran Néstor, Ceferino, Pablo y Diego Carrera con sus músicos, fuimos al Festival de Punta Arenas en Chile, recorrimos la provincia de Buenos Aires, La Pampa”. 

Cuando Los Jilgueros decide finalizar sus actuaciones hace y se disuelve Héctor Asef cuenta que decide “darle una mano a Nuevos Aires. Con ellos estoy hoy, esa formación integrada por Mario Zubillaga, Cristian Pavese y Federico y Franco Sagardoy, antes estuve con Juventud por Tres un grupo de tres chicas con las que hicimos, Chile, Cosquín y otros lugares. Y como solistas trabajé con Valeria Hernández, con Carlos Pugliese, con Simón Berrutti y con el Gordo Carlos Monsalvo. En las peñas que armamos trajimos al Chaqueño Palavecino, Daniel Altamirano y otros grupos”. 

A Palito Ortega le programó dos noches después de su desafortunada experiencia con Sinatra



Localista
Una de las cosas que no deja de remarcar es el haber siempre apostado a darle una mano a los cantantes de la ciudad. “El haber llevado a algunos a Cosquín o a Chile, haber viajado en avión, buenos hoteles y mejor sonido son cosas que los jerarquizaban a ellos como artistas. Y después siempre traté de tener la misma responsabilidad tanto en un espectáculo chico como en uno grande. Eso en el tiempo te da lindos reconocimientos, seriedad y haber aprendido de los viejos productores de espectáculos con quienes me inicié. Estoy trabajando hasta con una tercera generación de ellos como la familia Nazer, Roberto, su hijo Daniel y ahora su nieto Alan; en lo local he hecho muchos junto a Guillermo Duvancel”. 

En el final señala dos cosas fundamentales, el acompañamiento de su mujer Mabel Barbagallo en todo este recorrido. Y, que para tener tantos años en el negocio de la producción es “ser honesto en el manejo del dinero, responsable en la organización y fundamentalmente no prometer lo que no existe. Yo en esto me hice sin Internet ni telefonía celular y armando una agenda de artistas cuando ibas a Entel y te decían ‘condicional’”.         

__________________________

Jugar en ligas mayores
Esa experiencia y el hacerse conocido en el rubro producción redundó en que desde la región le empezaran a pedir artistas. Allí la lista se hizo innumerable y mientras tanto produjo espectáculos teatrales, “traje ‘La sombra’ con Silvia Montanari y Alberto Argibay, también ‘Estación Retiro’, un éxito de la TV con Oscar Ferrigno; ‘La Piaff’ con Virginia Lago, Carlitos Balá con Piluso y Coquito; unipersonales como María Rosa Gallo, China Zorrilla, Mabel Manzoti. Más allá de los musicales y de esto puedo nombrarte cientos” cuenta refrescando su memoria algo que lo certifica por la enorme cantidad de fotografías que tiene de artistas con los que ha estado vinculado contractualmente. 

Su trayectoria en el tiempo, el dar confianza hacía y hace que muchos lo llamasen cuando andaban de gira por la zona. 

“Se fueron dando cosas y así armamos giras por esta zona –cuenta Héctor-, La Pampa o Río Negro; con Los Nocheros. Palito Ortega después de su desafortunada experiencia con Sinatra. Me llamó Lalo Fransen y le armé tres fines de semana muy exitosos. José Vélez lo traje a la Fiesta del Trigo y a la de la Cerveza en Puán; Dyango acá y a la Expo Darregueira. Con Valeria Lynch en esos años 83-84-85’ llenábamos en todos lados”. 

Anécdotas 
Son muchas las que tiene para contar Asef pero algunas no dejan de ser risueñas, otras nostalgiosas y hasta tragicómicas. 

“Con Horacio Guarany nos aparecimos en el Bar Oriente de don Burgueño que me había visto un colgante en soga para guitarra y él los hacía. Cuando Guarany se entera me pregunta ‘dónde está ese hombre’, le dije del bar y fuimos. Imaginate la sorpresa de los parroquianos al verlo entrar; después a la noche en Costa Sud lo homenajeó pidiendo que la luz enfocase a Burgueño para que lo aplaudieran todos”. También hizo grandes las amistades con Los Carabajal, Daniel Toro, Estela Raval y los Cinco Latinos, Víctor Heredia. “Con Los Chalchaleros hice varios shows y dos ‘Adios’ acá y en Juárez. Con Soledad me pasó algo curioso porque Pepe Cotabarren la había visto actuar con su hermana en una fiesta de Federación Agraria en Rosario en noviembre de 1995. Cuando volvió me dijo ‘ví una chica extraordinaria que se llama Soledad y la quiero traer para la Fiesta del Trigo’. Yo no la conocía pero llamé por teléfono a quien la representaba y acordamos un dinero, era una desconocida para mí, con la suerte que gana en enero del 96’ en Cosquín, se produce el fenómeno nacional y en marzo estaba en Tres Arroyos cantando en la Fiesta del Trigo. Eran chiquitas las dos, Sole y Natalia; hasta ahora sigo trabajando con ellas”. De ese tiempo Héctor conserva como “trofeo” un cassette que trajeron en esa oportunidad para vender que ni siquiera tiene discográfica alguna. 

A Abel Pintos “lo conocí con 8 ó 10 años no recuerdo. Programé como doce años la Fiesta de la Cebada Cervecera en Puán y una de las noches llevé a Horacio Guarany. Ahí apareció Pocho Pintos, padre de Abel, y me dice ‘mire yo tengo un nene que canta, somos de Bahía Blanca y estamos parando en el camping. Tiene pasión por la música y por Guarany y quisiera ver si pudiera sacarse con él una foto’. Cuando se lo comento a Horacio y me dice que se lo lleve; cuando Abel lo ve a Guarany se largó a llorar y él lo abrazó con gran ternura. El padre quedó tan contento y me preguntó si no era posible que el próximo año cantase en alguna de las noches; lo hablé con la gente del festival y efectivamente fue ese el primer ‘escenario grande’ que tuvo Abel Pintos de su trayectoria. Algo que recuerdo con cariño ya que él lo reconoció en una nota televisiva”. 

Cuando cumplió cien años Tres Arroyos, Asef armó la Payada del Centenario en el Teatro de la Escuela 1. Les envió un libro a cada payador con la historia de la ciudad y durante noventa minutos Curbelo, Mosegui, López Terra y Ayrala hicieron contrapunto sobre Tres Arroyos     

---------------------------------------

La agenda de Asef
Muchos son los que han pasado por su vida, nombres que puede traer Héctor Asef por citar algunos artistas como Rosanna Falasca, Celia Cruz, Gato Peters, Facundo Cabral, Miguel Angel Cheruti (cuando era Pirucho), Cacho Buenaventura, Cacho Garay, Raúl Escobar, Carmen Flores, Sergi Denis, Angela Irene, Ariel Ramírez y Domingo Cura, José Larralde, Paz Martínez, Patricia Sosa, Los Plateros, Cacho Castaña, Adrián Otero, Pimpinela, Axel…

Axel es otro de sus representados



Con Los Carabajal “tengo una gran amistad logrado a través de años”, cuenta


Con Héctor Cavallero y Valeria Lynch; “en esos años 83-84-85’ llenábamos en todos lados” dice por el éxito que representaba





Te interesaría leer