Policiales

Es buscado desde hace más de 60 días

Investigan a la Bonaerense por la desaparición de un joven en un control de circulación

07|07|20 20:15 hs.

La Justicia federal de Bahía Blanca aceptó investigar como “privación ilegítima de la libertad agravada” el caso de un joven que fue visto por última vez hace más de dos meses, cuando fue parado por un retén policial cuando se dirigía a Bahía Blanca desde Pedro Luro sin el permiso de circulación. 


El juzgado federal 2 de Bahía Blanca aceptó a la madre del joven Facundo Astudillo Castro como querellante en una causa que pasó a investigarse como “privación ilegítima de la libertad agravada” porque se sospecha de la participación policial, en lugar de “averiguación de paradero”. 

Según la denuncia de la familia, el joven se dirigía desde Pedro Luro hacia Bahía Blanca, cuando fue detenido en un retén policial a la altura de Mayor Buratovich. Según se indicó oficialmente, como no tenía permiso de circulación, se le labró un acta de infracción y se le pidió que regrese a su localidad. Desde entonces no hay más rastros sobre su paradero. 

La familia denunció que testigos vieron al joven arriba de un patrullero, y que hubo varias inconsistencias en las declaraciones de los policías. “Acá hay muchas personas que están tapando muchas cosas. Ellos creen que son dueños de todo. Ellos no tienen derecho a desaparecer una persona porque se les antojó, porque rompió la cuarentena o porque no le gustó”, señaló Cristina Castro, madre del joven. 

Al aceptar el pedido de la familia, la Justicia Federal señaló que “los agentes (de la Policía bonaerense) podrían haber obrado abusivamente respecto de Astudillo Castro, lo que promovió que se lleve adelante una pesquisa en este fuero por un hecho de violencia institucional”.

La madre del joven aseguró que existen contradicciones entre lo que declararon los policías y el acta labrada. “Nosotros caminamos todo el camino que hizo Facundo, fuimos recorriendo todos los testigos. Hasta el día del rastrillaje que fue el 19 de junio lo único que sabía de mi hijo es que lo había parado un retén policial a la altura de Mayor Buratovich, que le habría labrado un acta por romper la cuarentena”, señaló la mujer. 

 En tanto, relató que “una señora que lo llevó hasta Mayor Buratovich, donde la Policía dice que le labra el acta no es el mismo lugar donde la señora lo dejó. Tenemos el acta que le hicieron, tenemos todo. Ya ahí empezaron las sospechas. El policía encargado de la comisaría de Mayor Buratovich nos señala que le labran el acta a Facundo sobre ruta 3 y como figura en el acta tiene calle y tiene dirección”.

Pedido de informes