Augusto De Benedetto cuestionó a instituciones bancarias privadas

La Ciudad

Así lo subrayó el Presidente de la CETA

“Con una actitud mezquina, la banca privada le da la espalda a las Pymes”

09|04|20 17:06 hs.

El presidente de la Cámara Económica, Augusto De Benedetto, expresó su malestar por entender que bancos privados no están dando las respuestas necesarias en créditos para el pago de salarios, pese a la medida del gobierno nacional y las directivas del Banco Central para que los brinden. 


En un diálogo con La Voz del Pueblo señaló, con énfasis, que “con una actitud mezquina, la banca privada le da la espalda a las Pymes”. En cambio, destacó el apoyo que están ofreciendo para abonar los sueldos el Banco Provincia, Banco Nación, Banco Pampa y Credicoop.

El contexto
De Benedetto recordó que el 30 de marzo el Gobierno anunció una línea de créditos blandos para empresas con problemas de liquidez, a una tasa del 24 por ciento anual. Para tal fin, el Banco Central resolvió liberar encajes bancarios (que no son remunerados a los bancos) y no renovar una parte de las Letras de Liquidez (Leliq), por un monto aproximado de 350 mil millones de pesos. 

Asimismo, y ante la duda de los banqueros por el riesgo que implicaban dichas operaciones, el gobierno nacional les ofreció respaldo a través del Fondo de Garantías Fogar por 30 mil millones de pesos para cubrir posibles riesgos de incobrabilidad.

Observó que transcurrieron ocho días y “hay bancos que continúan movilizando muy pocos fondos y sin publicitar la línea entre sus clientes Pymes”.

Mencionó también que el lunes el Banco Central amenazó con sanciones a los bancos que no cumplieran con las condiciones de líneas de crédito para Pymes, cobren comisiones o intereses extras. No solo hubo bancos que se negaban a aplicar la línea, sino otros informaban que cobrarían costos extras sobre el crédito. 

“Lo que hace falta son decisiones con grandeza que ayuden a pasar esta situación”


Por este motivo, consideró que “es absolutamente necesario que los bancos privados pongan esta línea de préstamos a disposición de las Pymes, empresas que se sacrifican al cumplir una cuarentena fundamental para salvar vidas de compatriotas y evitar que se propague esta enfermedad que tiene en vilo al planeta, mediante la paralización de la actividad comercial y productiva. Todo a un costo tan alto que en no pocos casos la quiebra será el resultado de este sacrificio por salvar vidas argentinas, con la consecuente pérdida de puestos de trabajo”. 

Comportamientos 
Al referirse a la respuesta que han recibido comerciantes, industriales y empresarios de Pymes, dijo que “hay dos situaciones. Una como se han comportado el Banco Provincia, el Banco Nación, el Banco Pampa y el Credicoop. Otra es como lo han hecho el resto de los bancos, toda la banca privada deja mucho que desear”. 

En este sentido, señaló que “muchísimos clientes que tienen en estas entidades el pago de haberes, sus carpetas armadas y venían trabajando en sus sucursales, cuando ahora más lo necesitan les dan un montón de vueltas. Pese a que el Banco Central dispuso que debían prestar para poder pagar sueldos”. 

Planteó que “como la tasa no les conviene, responden ‘lo vamos a tener en cuenta’, ‘lo vamos a ver’, ‘te anotamos’. Es lo que le están diciendo a comerciantes, Pymes e industriales de Tres Arroyos. Han decidido a quien arbitrariamente se lo quieren dar o no”. 

Y agregó: “más de uno a los que se lo están negando tienen todo en regla como para poder acceder a este crédito”. En su análisis, De Benedetto manifestó que “la banca privada demuestra otra vez que no es para nada solidaria. Sumaron fortunas con las Lebac y las Leliq en estos últimos años. Son los que más dinero han ganado, y ahora que realmente se necesita el apoyo de ellos dan la espalda”. 


Augusto De Benedetto cuestionó a instituciones bancarias privadas que “cuando se las necesita para algo serio no están”


Dejó en claro que los pedidos negados son a clientes. “Fueron a ver al banco con el que están trabajando desde hace años, sobre todo en el depósito de haberes, y no hubo acceso a los fondos. Hay que replantearse una vez que pase esto donde tener las cuentas sueldos, con quien trabajar y que banco realmente te puede dar una solución cuando se viven momentos difíciles”. 

A partir del aislamiento social obligatorio, la mayoría de los comercios y empresas “están parados hace más de dos semanas. Les hace falta el dinero para depositar en las cuentas de sus empleados. Son cientos de familias que dependen de esto y una de las soluciones es el crédito. Ante los pedidos, se reciben evasivas, porque especulan con la tasa, son mezquinos. Es lo que se debe anotar, para tener en cuenta quien estuvo a la altura de las circunstancias y quien dio la espalda”. 

Llamados
Dio a conocer que en la Cámara Económica “tenemos todos los días entre 20 y 40 llamados de socios y no socios, del sector comercial, industrial y de servicios, que se encuentran con estos problemas en los bancos privados. Hemos recibido más de 300 consultas. Salvo el Banco Provincia , Banco Nación, Banco Pampa y el Credicoop. El resto está dando muchísimas vueltas, cuando tendría que ser algo simple y no especulativo”.

Reconoció que “sabemos que las decisiones tal vez no las tomen en Tres Arroyos, pero tendrán que elevar nuestra postura. El comerciante y empresario Pyme no se van a olvidar de esta situación”. 

Habló del vínculo cercano de los empleadores con el personal, especialmente en firmas que no son de gran dimensión. “Los propietarios no especulan con no querer pagar el sueldo, todo lo contrario. El primer compromiso que quieren cumplir, más allá de las tasas, impuestos y servicios, es pagarle a la gente que trabaja. El que está especulando es la banca privada”, cuestionó. 

“Angustia”
Entre otras apreciaciones, valoró “la clara decisión del Gobierno, les ha dado todo el apoyo para que lo puedan hacer”. No obstante, insistió en que “sigue habiendo una especulación”.

Describió que hay familias que “viven una situación de angustia. No solamente en cómo va a seguir el panorama en los próximos meses, sino en la inmediatez. En cuarentena y sin saber si van a cobrar el sueldo. Saben que el empleador está haciendo todo lo posible, acude a bancos por una herramienta valiosa y no se la otorgan”. 

Finalmente, sostuvo que “muchas veces hay entidades bancarias que te ofrecen millas, puntos para cambiar en la tarjetas. Después se puede advertir que no sirve para nada, porque cuando se las necesita para algo serio no están. No es cuestión de millas o descuentos, lo que hace falta son decisiones con grandeza que ayuden a pasar esta situación”.  

               00000000000000000000000000000000000

En el Bapro
Augusto De Benedetto mencionó un dato del Banco Provincia en Tres Arroyos. “En seis días hábiles otorgó 6.600.000 pesos”, señaló acerca de los créditos para abonar salarios.

Asimismo, dijo que “de acuerdo a un informe del Banco Central, en 2019 la banca privada ganó en nuestro país 262.332 millones de pesos”. 

Mencionó que también los datos oficiales muestran que obtuvieron ganancias, no de tal magnitud, pero sí muy considerables en años anteriores.