Néstor Castro

Claro, Reta y Orense

Néstor Castro, director del Instituto Secundario

“Si hay más de 40 alumnos en el aula termina siendo un amontonamiento”

08|06|22 20:23 hs.

El director del Instituto Secundario Claromecó, Néstor Castro, dio a conocer ayer en un diálogo con La Voz del Pueblo las características que tuvo la reunión con familiares de alumnos en la jornada del martes. 


El encuentro se llevó a cabo a raíz de la decisión de la institución de que los cursos de segundo, cuarto y quinto año concurran en forma alternada. “En realidad era un curso que había pedido una reunión conmigo. De 42 familias asistieron 21, estuvimos dos horas, fue una reunión muy amena, ellos consultaron y se sacaron un montón de dudas con respecto a las medidas que se pueden tomar”, explicó. 

En este sentido, Castro comentó que “les aclaré cuales son las políticas educativas vigentes, las resoluciones. Es un nivel obligatorio y el único servicio del lugar en Secundario, todos tienen que estar incluidos en la escuela, trabajamos con la diversidad”. 

En su análisis, subrayó que “siempre estamos trabajando aunque no parezca, en un montón de cuestiones como para atender todas las demandas que se nos presentan diariamente”. 

La matrícula actual es de 217 alumnos. Recordó que “desde que me hice cargo de la dirección el 2 de marzo de este año, se incrementó en 17 estudiantes. A todos les tenemos que dar un lugar, más allá de que estemos con una matrícula superpoblada”. 

Argumentó que la existencia de aulas con “superpoblación” no surgió este año, sino que “ya se venía viendo. La entidad propietaria (la Asociación Cultural y Educativa Claromecó) trabajó en este tema, por eso en 2019 solicitó la estatización. Se hizo un seguimiento del expediente, ha ido avanzando, pero por diferentes cuestiones todavía no salió”.

Agotamiento 
El ciclo lectivo comenzó de manera plenamente presencial, ya superadas las restricciones por la pandemia. “Tenemos dos cursos con 41 alumnos y uno con 43. En primer año hay 34, pero se pudo trabajar, con algunos chicos menos se maneja la situación de otra manera y hay un poco más de espacio. Pero con más de 40 es imposible, termina siendo un amontonamiento”, expresó.

Ante estas limitaciones, describió el desempeño del equipo de trabajo: “Lo fuimos sobrellevando, pero se estaba complicando cada vez más, llega un punto en que al ir pasando el tiempo se produce un desgaste. Los profesores no pueden atender a todos sus alumnos, es más hablar de la convivencia, del respeto, antes que aprender contenidos. Esto lo manifestamos a los padres en la entrega de conceptos que tuvimos hace poco más de 20 días”. 

Castro observó que “los profesores ya estaban agotados, algunos terminaban la semana sin voz”. 

Cómo sigue 
En la reunión con familiares de los chicos, se decidió votar. El director dejó en claro que “nadie quiere las burbujas, lo mejor es que estén todos los chicos en la escuela. Pero hay que garantizar las políticas de cuidado, en este contexto no estaban garantizadas. Me refiero al cuidado de los alumnos, docentes y todos los actores institucionales”. 

Al respecto, señaló que 11 familias votaron por continuar con las clases de manera alternada, más allá de las diferencias que tienen con esa modalidad; 8 se expresaron en forma negativa; y 2 se abstuvieron. “Acordamos con los papas que vamos a seguir hasta una semana antes de las vacaciones de receso invernal, cuando tenemos que entregar las calificaciones o conceptos del primer cuatrimestre. Ahí evaluaríamos como estamos”, manifestó. 

En la reunión participaron miembros de la Asociación Cultural y Educativa Claromecó (ACEC), Néstor Castro y docentes. Explicó que “el problema no es de un curso, es de la institución. Fuimos todos afectados y como somos un equipo de trabajo, en esto tenemos que apoyarnos unos con otros. Debemos juntos y para el mismo lado, de lo contrario no podemos construir nada. La colaboración del cuerpo docente es excelente”. 

Entre otras apreciaciones, mencionó que “hemos tenido cursos de 40 chicos, pero uno. En ese caso hay recursos para responder, se puede hacer una pareja pedagógica. Cuando hay tres se complica más”.

Agregó que “cultural y socialmente se han perdido algunos valores, lo que genera situaciones no deseadas”. Contar con un número razonable de estudiantes en el aula “permite acciones y estrategias que hacen al bienestar general. En mi caso, podría acompañar al docente, asesorar en ese desarrollo pedagógico. En realidad en este momento no lo estoy pudiendo hacer, nos hemos venido abocando a la convivencia”. 

En este marco, dijo finalmente que “lo que es pedagógico va quedando en un costado y con una frustración de los docentes, porque no se puede aplicar como ellos pretenden”.  

  -0-0-0-

Violencia Escolar
Sobre la denuncia de una madre por un hecho de violencia escolar en perjuicio de su hija, Néstor Castro manifestó que “hay un protocolo dentro de los lineamientos del nivel Secundario. Contempla la intervención del Consejo Institucional de Convivencia que está formado por un alumno de cada curso, un representante del Centro de Estudiantes, uno o dos del cuerpo docente. Ellos son los que evalúan cada una de las situaciones y se da algún tipo de actividad que tiene que ver con una reparación”. 

De haber una presentación en la Justicia, “la causa seguirá por los carriles que correspondan en ese ámbito”.   

   -0-0-0-

La estatización que se demoró
Estaba previsto implementar desde marzo un proyecto con horarios diferenciados entre el ciclo básico y el ciclo superior. Sin el traspaso, no pudo llevarse a cabo (Bajada) 

El anuncio de la estatización del Instituto Secundario fue realizado en octubre de 2021, durante una visita del gobernador Axel Kicillof a Claromecó. Estuvo acompañado por Agustina Vila, quien era directora de Cultura y Educación. Néstor Castro sostuvo que “se dijo que a partir de este ciclo lectivo comenzábamos bajo la órbita de la gestión estatal. En su momento se hizo un proyecto, la entidad propietaria me pidió que yo lo lleve adelante”. 

El Instituto funciona en turno mañana, mientras que por la tarde se brindan “algunos módulos de apoyo a alumnos que no han alcanzado las expectativas en ciertas materias”. 

Recordó que “a partir de marzo se iba a ofrecer un servicio que tendría el ciclo básico durante el horario de la tarde y el ciclo superior en la mañana. Habíamos hablado con los docentes, estaba todo muy avanzado de palabra. Llegó marzo y por diferentes cuestiones no salió la estatización, eso quedó trunco”.

Planteó que el pase del establecimiento a manos del Estado será el comienzo de la solución, pero “tampoco va a significar que estatizan hoy y mañana vamos a tener toda la estructura ya implementada. Una cosa es ponerlo en práctica cuando va a comenzar un ciclo lectivo y otra cosa en su transcurso, hay que cubrir vacantes, estamos en una localidad donde no hay tantos recursos humanos para abarcar todas las horas. El costo del traslado de un docente de Tres Arroyos a Claromecó también tiene su incidencia”. 

Mientras tanto, no se pueden realizar cambios de relevancia. Indicó que “hasta que se concrete el traspaso, las autoridades manifiestan que no puede haber una modificación de la planta funcional porque entorpecería el proceso. Es lo que le han dicho a la entidad propietaria”.  



Add space 300x250x2