Nacional

En el acto por Malvinas

Cristina Fernández envió un sugestivo mensaje al Presidente en el acto por Malvinas

02|04|22 20:47 hs.

La vicepresidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, envió hoy un sugestivo mensaje al presidente Alberto Fernández, en medio de la tensión política y personal que existe entre ellos. Lo hizo al contar que le envió de regalo al mandatario un libro que cuenta las negociaciones con el FMI durante el gobierno de Raúl Alfonsín y destacar que lo hizo “para que después la vocera no diga que no le regalo nada para el cumpleaños”.


La tensión entre el Presidente y la Vice quedó evidenciada desde el mismo momento en que se diagramaron los actos por el 40 aniversario del desembarco argentino en las Islas Malvinas: Alberto Fernández estuvo en la ExESMA –donde hubo gobernadores como Axel Kicillof y también estuvo el ministro del Interior, Eduardo “Wado” De Pedro- y Cristina Kirchner encabezó un acto de homenaje a veteranos que trabajan en el Congreso, que compartió con Sergio Massa, el presidente de Diputados. 

 El acto en el Congreso estuvo atravesado por varios guiños internos. Comenzando por el discurso del trabajador que representó a los veteranos que estaban siendo homenajeados, Aldo Leiva. El ex combatiente se refirió a Cristina como “Señora presidenta”, porque “usted no es la presidenta del Senado, usted es mi Presidenta””, dijo, emocionado, lo que despertó algunos aplausos en el lugar. La vice, esbozó una sonrisa pero no dijo nada.

Después, cuando le tocó hablar recordó que le envió a Fernández, por su cumpleaños, el libro del sociólogo Juan Carlos Torre titulado “Diario de una temporada en el quinto piso”. Allí, Torre repasa sus años como funcionario del ministerio de Economía que comandaba Juan Vital Sourrouille, en el Gobierno de Alfonsín. Y cuenta la dificultad de las negociaciones con el FMI, entre otras cosas. La Vice lo citó en un tramo de su discurso en el que hablaba de la necesidad de defender los intereses argentinos. 

 Al mismo tiempo, incluyó un dardo más personal, recordar que se lo mandó al Presidente como reglado de cumpleaños para que “después la vocera no diga que no le regalo nada para el cumpleaños”, bromeó. Se refirió así a la portavoz Gabriela Cerruti, quien dijo que la Vice no le respondía los llamados al Presidente cuando ocurrió el ataque a pedradas a su despacho del Senado. 

 La vicepresidenta explicó la decisión de elegir la sede de la Ex Esma para montar el museo de Malvinas, donde más temprano había estado Alberto. “La historia no se toma con beneficio de inventario, a la historia hay que contarla completa”, señaló antes de recordar el caso de un ex combatiente que además es hijo de desaparecidos durante la dictadura. “Qué Argentina, mamita. Fuerte. Muy fuerte”, dijo, visiblemente emocionada. 

 Tras aclarar que “los peronistas no podemos ser, por origen, por historia, antimilitares”, Cristina Kirchner se preguntó por qué el último gobierno militar pensó que el Reino Unido no iba a responder ante la operación argentina en las Malvinas y que Estados Unidos no iba a colaborar con su aliado. 

 Y agregó: “El problema es de nosotros los argentinos. Estados Unidos lo que hace es defender sus intereses. Ojalá todos tuviéramos esa misma actitud. Y la verdad que en este mundo, donde vemos que el derecho internacional se aplica de forma selectiva, donde quienes están sentados en el Consejo de Seguridad con silla permanente y derecho a veto, aplican el derecho si les conviene”. 

 En el mismo sentido, aseguró que no hay que dividir el mundo entre buenos y malos. “El mundo y la geopolítica no se divide entre los buenos y los malos. Eso es para Netflix. Es para eso. Nosotros tenemos que situarnos en la realidad de nuestra patria y desde ahí mirar el mundo y tomar decisiones. No hay buenos y malos, hay intereses. Entonces, los argentinos, quienes aspiran a representarlos a ellos y a ellas, deben saber que es sobre ellos sobre los que hay que planificar”, analizó. 

 También analizó el contexto actual y afirmó que Argentina debe prepararse para explotar sus recursos. Lo hizo con otra referencia a su gestión como presidenta.

 “Hoy, a 40 años de Malvinas, en este mundo donde la energía y los alimentos se han convertido casi en un botín de guerra, debiéramos prepararnos para pensar y repensar nuestro sistema de defensa. Y no hablo de un sistema de caracter militar ofensivo, sino que tengamos en cuenta que tenemos la primera reserva de gas no convencional del mundo en Vaca Muerta y la cuarta de petróleo no convencional. Fue nuestro gobierno el que recuperó Vaca Muerta. Hoy todos hablan de que vamos a exportar. Bueno, si no hubiera habido un gobierno que recuperara YPF como lo hicimos en el 2012 no habría Vaca Muerta ni soberanía hidrocarburífera. Y eso que nos dieron duro y parejo cuando mandamos la ley al Congreso”, sostuvo. 

 Por último, la vicepresidenta pidió que la conmemoración de la guerra de Malvinas no sea algo “espasmódico” y aseguró que se debe buscar consenso para avanzar con el reclamo de soberanía. “La patria no es una cuestión de ideología, por favor. Se defiende de todos lados: de derecha, de izquierda, de arriba, de abajo. Lo importantes es poder diferenciar la disputa política de lo que es indiferenciable y es hacer un país que haga honor a ustedes. Y sobre todo a los que siguen pensando que una Argentina diferente, es posible”, concluyó. 

 Antes, había hecho uso de la palabra el presidente de la Cámara de Diputados. “Anoche cuando pensaba qué decir hoy, estaba con mi hija, que tiene la edad que Aldo tenía cuando fue a la guerra. Y la miraba y pensaba: cómo pudo haber tanta irresponsabilidad en la decisión y tanta desidia a la hora de recibir a quienes fueron a defender casi sin herramientas nuestras islas”, planteó Massa. 

 Y agregó: “Por el camino de la diplomacia pero con firmeza, haciendo valer el derecho internacional pero sin dejar de mirar el legítimo derecho de los argentinos, hoy a 40 años este Congreso y Argentina tiene la obligación de seguir planteando que las Malvinas fueron, son y serán Argentinas y que con firmeza vamos a volver a pisar el suelo de Malvinas. Con la convicción de que no es sólo -como dicen algunos- un pedazo de tierra negociable”. (DIB) AL



Add space 300x250x2