Policiales

El siniestro del viernes

Incendio: sin sospechas en la investigación

12|07|21 08:20 hs.

La investigación por los incendios provocados en un galpón de nuestra ciudad en la madrugada del viernes, recayeron en el turno de la UFI N°17, a cargo de manera subrogante del fiscal Gabriel Lopazzo, desde donde trascendió que no hay avances hasta el momento en el trabajo de la policía. 


El siniestro cometido de manera intencional en las primeras horas del viernes, constituyó el mayor daño de este tipo perpetrado en Tres Arroyos desde que se dan estos actos vandálicos, luego de provocar la destrucción del techo de un galpón donde funciona una maderera y, además, se alquila parte de ese espacio como garaje para cinco camiones y un auto que fueron consumidos por el fuego, como así también las oficinas de la empresa que comercializa madera y las instalaciones de un supermercado chino vecino, donde las llamas pasaron a través del cielorraso. 

La intencionalidad quedó manifiesta luego que el propietario de las instalaciones afectadas, Carlos Pissani, alcanzó a ver cómo una persona salía de su propiedad corriendo hacia Dean Funes, después de haber ingresado tras haber trepado por un muro del frente y, según determinaron posteriormente los peritos de Bomberos de la Policía de De La Garma, quienes en un informe ratificaron que el siniestro se originó en el interior de las cabinas de los camiones. 

Según pudo saberse, las actuaciones del caso son giradas a la UFI N°17, desde donde dejaron trascender que la investigación está en marcha, pero que, hasta el momento, la policía no había logrado reunir muchas pistas que lleven al esclarecimiento del hecho. 

En ese sentido, ya el mismo viernes se indicó que la policía tenía en su poder distintas cámaras de seguridad de la zona por la que habría escapado el sospechoso, aunque el escaso caudal de luz que había en el lugar generaba dudas en torno a ese resultado. 

 Un susto 
Lejos de estar calmados, los dueños del supermercado chino “El Avión”, que fue alcanzado por las llamas en la madrugada del viernes, volvieron a vivir un susto grande poco después del mediodía de ayer. 

Es que mientras se realizaban tareas a los efectos de reconectar el servicio de luz, se habría producido un cortocircuito que generó algo de fuego y humo que hizo pensar lo peor a los trabajadores que seguían limpiando y ordenando todo contra reloj para tratar de volver a la actividad lo antes posible. 

Así, mientras algunos vecinos colaboradores ayudaron a controlar el potencial siniestro con extintores, una dotación del Cuerpo de Bomberos Voluntarios se acercó al lugar para chequear lo ocurrido. 

 Luego de constatar que la situación estaba controlada y no había incendio, se retiraron nuevamente al cuartel.       



Add space 300x250x2