Deportes

TARHC

Rugby infantil, una propuesta para que los chicos aprendan

07|03|21 16:50 hs.

El Tres Arroyos Rugby & Hockey Club (TARHC) es una de las entidades de la ciudad que ofrecen el rugby, con una propuesta que va desde los 6 años hasta los veteranos que en algunos casos superan los 50. Con la complejidad del juego en sí, en el Verde tienen un proyecto donde los más chicos lo inician como un entretenimiento de correr con una pelota e ir incorporando dificultades hasta llegar en juveniles a la acción que todos conocemos. 


Con un abanico de edades muy grande, mañana se pondrán en marcha en el TARHC los entrenamientos de rugby infantil, de 6 a 12 años, y para conocer cómo se trabaja en la institución La Voz del Pueblo convocó a Facundo Luján, que se desempeña en la categoría junto a Guillermo Martínez y Martín Almada. “Hay un reglamento nacional de rugby infantil, en el que cada categoría progresivamente va aumentando el nivel de dificultad del juego y cantidad de reglas”, fue lo primero que aclaró el entrenador, que agregó: “Pasa de ser un deporte en el que simplemente los chicos corren y la idea es esquivar rivales como si fuera una mancha hasta que llegan a M13 donde el juego empieza a ser más estructurado con line, scrum y todo lo que vemos en la tele”. 


Facundo Luján, entrenador de TARHC (Foto: Horacio Arbasetti)


Considerado un deporte “rudo”, Luján aclaró que “se busca que sea totalmente seguro, que eso es una cosa a destacar del reglamento, que permite la seguridad de los jugadores. Es una de las premisas básicas que tiene el reglamento nacional". 

El tema de los golpes o lesiones es algo que preocupa a los padres, que para llevar tranquilidad desde el club le ofrecen a las familias “que se queden y miren un entrenamiento”. El resultado de esto es que “se van contentos porque ven que el juego es divertido, con pelota, que se va estructurando a medida que los chicos crecen y llevando al deporte que vemos en la tele. Lo que se busca es que todos los nenes la pasen bien, no que sea algo peligroso". 

 La complejidad 
El rugby es un deporte muy complejo, con 15 jugadores en la cancha por equipo, variedad de posiciones y de reglas. Por eso cuando los chicos arrancan a jugar en las categorías más bajas “prácticamente lo único que existe es el try, y después es un juego de pases en el que se pregona que sea hacia atrás pero están permitidos algunos hacia adelante”, explicó Luján. 

 Con el paso de los años, las categorías empiezan a jugar en espacios más grandes, el número de jugadores va aumentando hasta llegar a 15 que es lo oficial. En paralelo, se agrega el line, la cantidad de jugadores en la formación que se “inicia siendo uno por lado, después son tres. No es que directamente levantan a uno, sino que se busca que los chicos tengan esa habilidad de saltar y agarrar la pelota para lanzar el juego”; lo mismo sucede con el scrum. “Lo que se intenta es enseñar las técnicas a los jugadores de empuje, de salto y de tackle de manera segura”, afirmó el entrenador. 

En M14, que es la primera categoría de juveniles, el juego pasa a ser “prácticamente libre. Hay algunas adaptaciones, pero tiene que ver mucho más con el deporte oficial, por eso está todo el trabajo de los años anteriores de ir formando a los jugadores para llegar a un rugby oficial que sea seguro, que es lo que también se está buscando a nivel profesional, hoy en día es un deporte mucho más seguro que hace 10 años". 

En lo que respecta a las posiciones, “en el rugby infantil lo que se busca es que todos los jugadores pasen por todos los lugares. En las primeras categorías prácticamente se juega sin posiciones, sí se le da una organización básica, y a medida que van pasando las categorías, cuando aparece el scrum aparece la posición de medio scrum, de apertura, de los pilares, del hooker, pero lo que buscamos es no encasillar a los chicos por capacidades físicas o tamaños sino que todos pasen por todo, para cuando lleguen a juveniles ahí recién puedan empezar su puesto en la cancha", explicó Luján. 

 Los viajes 
Aunque la pandemia complicó los planes de poder compartir con otros clubes, y aún no está claro cómo será el 2021, “la idea es volver, se está trabajando en protocolos”, adelantó Luján. También contó que por estar en la Unión de Rugby del Sur suelen jugar con clubes de Bahía Blanca, Pringles, Suárez y Dorrego con encuentros cada 15 días o un mes en infantiles y en formato torneo en juveniles. 

 “Es lo que esperan todos los chicos, en infantiles el encuentro, comer con gente de otros clubes, viajar, y en los juveniles medirse, poder probarse, formar parte de un seleccionado de la Unión. Este año los primeros meses será de adaptación y esperemos que después de mitad de año se pueda volver a encuentros", reconoció el entrenador.  

            --------------------------

Días y horarios
En el TARHC infantiles (de 6 a 12 años) comenzará su año mañana con los profesores Guillermo Martínez, Martín Almada y Facundo Luján, y los días de entrenamiento son los lunes y miércoles de 18 a 19 y los sábados de 11 a 13. En juveniles, que ya iniciaron hace dos semanas la pretemporada, los entrenamientos están a cargo de Sergio “Pipo” Pescader y Tomás De Piero y el preparador físico Coco Ordóñez, además de algunos padres colaboradores. 

Mientras que en el club también se dicta hockey sobre césped, donde arrancarán las más chicas mañana. Las chicas nacidas del 2011 al 2015 entrenarán los lunes y miércoles de 17.15 a 18.15, las nacidas de 2007 a 2010 los lunes, martes y jueves de 16.30 a 18 y las de 2003 a 2006 los lunes, martes y jueves de 18 a 20. Los encargados del área son: Fernando Aristain, Jorgelina Ezama, Julia Errazti y Santiago Rada. 

"Que consulten con la secretaria y se acerquen a probar. Nosotros invitamos a todos, que prueben, que se acerquen al club y si les gusta que se queden. Los sábados de 11 a 13 por lo general almorzamos todos juntos”, indicó Facundo Luján.