Interés General

.

Caso Maradona: imputan a la psiquiatra por falsificar un certificado de buena salud mental

02|02|21 19:28 hs.

Agustina Cosachov, la psiquiatra que atendía a Diego Maradona al momento de su muerte, tuvo este martes un nuevo revés judicial, luego de que los fiscales la imputaran por el delito de “falsedad ideológica”, dado que se cree que emitió un certificado de buena salud mental sin haber visto al exjugador, fallecido el 25 de noviembre último. Cosachov está investigada por el posible delito de “homicidio culposo” junto al neurocirujano Leopoldo Luque, y ahora afronta una nueva imputación por un delito que, por sí solo, contempla penas de entre 1 y 6 años de prisión para quien “insertare o hiciere insertar en un instrumento público declaraciones falsas, concernientes a un hecho que el documento deba probar, de modo que pueda resultar perjuicio”. 


 Esta segunda investigación contra la psiquiatra surgió del análisis de su teléfono celular, donde los fiscales advirtieron que el 26 de octubre pasado alguien –cuya identidad los investigadores quieren preservar-, le solicitó a la psiquiatra que expidiera un certificado en el que se consigne que Maradona estaba en buen estado de salud mental. 

 Cosachov confeccionó ese certificado, donde asentó en un recetario y de su puño y letra que “al momento de la evaluación el paciente se encuentra vigil, orientado en persona, tiempo y espacio” y “en buenas condiciones de aseo general” y se lo envió a su interlocutor el día siguiente, pero con fecha del 20 de octubre. 

 La psiquiatra además asentó en su propia historia clínica, secuestrada también por los fiscales, esta misma constancia donde afirmaba que lo había visitado y lo encontró en ese estado.

“Se concurre al domicilio del paciente. Se mantiene entrevista con el mismo. Persiste queja en relación al sueño. Acuerdo continuar ajustando la medicación. Al momento de la entrevista se evalúa vigil, en buenas condiciones de higiene y aspecto general, orientado en 3 esferas. Euproséxico. Sin productividad psicótica aguda. Niega ideas de auto y/o heteroagresión al momento actual. Sin riesgo al momento actual”, dice el texto. 

 Los investigadores sostienen que en ese período Cosachov no visitó a Maradona, y además habrían encontrado en su celular afirmaciones contrarias a las que afirma en los documentos públicos. 

 Además, la geolocalización de sus celulares no la ubican en ese sitio y además, ayer, una comisión policial constató en los registros de ingresos que el 20 de octubre último Cosachov nunca estuvo en el country.

Junta médica 
Los fiscales que investigan la muerte de Maradona recibieron las últimas historias clínicas y constancias médicas que faltaban sobre el exfutbolista, desde el año 2000 al momento de su deceso, y en las próximas horas definirán la fecha de inicio de la junta médica que tendrá como objetivo determinar si hubo mala praxis. 

Entre las historias clínicas que llegaron a la sede de la Fiscalía General de San Isidro está la del sanatorio Fleni de Belgrano, donde Maradona estuvo internado en 2000 luego de aquella descompensación que sufrió en el balneario uruguayo de Punta del Este en enero de ese año, que lo dejó al borde la muerte y donde se descubrió que sufría una cardiopatía severa. 

Otras historias clínicas que llegaron al expediente son la de la internación que tuvo el “Diez” en 2007 en el sanatorio Güemes de la Capital, tras sus problemas de adicción al alcohol, y la de su paso el mismo año por la clínica psiquiátrica Avril del barrio porteño de Almagro. (DIB)