El DT del Recreativo Claromecó, Omar “Tata” Fernández, dijo que “Diego fue mi ídolo máximo”

Deportes

El legado que D10S dejó

“Siento que será imposible olvidarlo”

27|11|20 10:23 hs.

El mundo sigue conmovido por la partida de Diego Armando Maradona. El país vive días tristes y de gran carga emotiva por la despedida del máximo ídolo en la historia de su fútbol. Diego logró unir a todos los argentinos, sin importar el color de la camiseta. Defendió a capa y espada la celeste y blanca, como pocos. Su amor propio, su rebeldía que lo caracterizaba como único y el fervor popular que se hacía eco una y otra vez, fueron indicios que su historia fue tan grande como lo fue él como jugador y emblema de nuestro país. 


Omar “Tata” Fernández es el actual director técnico del club Recreativo Claromecó. Dirigió el año pasado y este año por cuestiones de la pandemia, arrancó dirigiendo la Copa Aiello unos pocos partidos. Luego se frenó toda la actividad, ante las restricciones establecidas para prevenir el coronavirus. También dirigió tres años en Alumni de Orense. Volvió en el 2019 a Claromecó. 

Jugó al fútbol de los 15 años hasta los 30. Cuando tenía 21 años de edad ya dirigía a las inferiores, algo que lo apasionaba desde joven. Se destacó por desempeñarse en la defensa, de central. Siempre con mucha pasión por la actividad. 

Sobre la partida de Diego Armando Maradona, destacó que “Diego fue mi ídolo máximo, era incomparable. Por allí sabíamos que esto en algún momento iba a pasar, es la ley de la vida. No pensábamos que esto iba a llegar y a suceder tan pronto. Siempre lo tuve como un referente. Futbolísticamente hablando, fue el mejor del mundo. Nos dio muchas alegrías. Después es como todo, yo siempre digo que los argentinos opinamos de todo, de fútbol, de abogacía y de medicina. La vida de uno va aparte de todo eso que lo hizo tan grande”. 

“Fue muy generoso. Recuerdo cuando en 1992 vino a jugar a Tres Arroyos un partido a beneficio. Ese día fue increíble. Tuve la suerte y la fortuna de poder estar mirando ese encuentro. Para nosotros poder ver a Maradona en vivo y en directo fue algo inolvidable, único, mágico. No lo podía creer”, recordó. 

El fenómeno Maradona rompe con todas las líneas, es mundial. Argentina es Diego y Maradona es Argentina. Lo que genera él, no lo genera nadie. La noticia es una tristeza muy grande, para todos. Los amantes del fútbol y los que no. Trasciende todo tipo de barreras. 

En este sentido, Fernández indicó que “es como que se fue un amigo o un familiar, lo cual es algo increíble. Anoche (por el miércoles) no me podía dormir. Me acosté a las dos de la mañana y hoy (por ayer) a las siete ya estaba mirando de vuelta la televisión y ahora sigo mirándola sin poder creerlo. Es la vida. Sabemos que en algún momento va a llegar. Cuesta creerlo. Es difícil caer, se hace cuesta arriba ver la realidad de que partió. Pero siento que el Diego es eterno y que será imposible olvidarlo”. 

Además, reflexionó: “Vos fíjate lo que es el fútbol. El último partido en donde pisa una cancha es en la mítica Bombonera, dirigiendo a Gimnasia y Esgrima de La Plata, cuando enfrentó a Boca Juniors. Con público, fue la última ovación a Diego en un estadio. Parece que fuera una película. Estaban haciendo el minuto de silencio en el partido del Napoli y a él lo sacaban de la sala velatoria al mismo tiempo. Eso es algo increíble, imposible de explicar. Muere el mismo día que Fidel Castro, por si querés otro dato de condimento”.

"Como jugador fue el mejor de todos los tiempos. Fue único. Las cosas que él hizo con la pelota, no las hizo nadie. Los apasionados del fútbol no tendrán la suerte de ver otro jugador como Diego Armando Maradona. Las cosas que él hizo en la cancha fueron extraordinarias".