115 años junto a cada tresarroyense

ST 14. 0°
Lluvia ligera

La Región

Controversias

Chaves: Para Cambiemos, cobrar el derecho de construcción al campo "es totalmente arbitrario"

12|07|18 17:43 hs.


La decisión del intendente Marcelo Santillán de cobrar por derecho de construcción en el sector rural trajo inmediatamente la reacción del campo, que al rechazo manifiesto por la actitud del Ejecutivo municipal también ha manifestado que se debe hacer algo desde el Concejo Deliberante para modificar esta decisión. 

A esto, los concejales de Cambiemos llamaron a una conferencia de prensa para explicar su posición respecto al tema, que para cuyo espacio político no tiene sustento. 

Fueron los ediles Ethel Diez y Gustavo Checchia quienes realizaron la citada conferencia, donde en principio Checchia reconoció “un malestar por parte de productores y con justa razón, porque desde el municipio se les está exigiendo el pago de un derecho de construcción sobre inmuebles rurales, y lo que queremos aclarar es que hemos estado trabajando sobre la ordenanza fiscal e impositiva que tiene nuestro distrito, analizado en todos sus detalles dentro del tiempo que tuvimos para ello y cuando observamos lo relacionado a específicamente el derecho de construcción, no existía ningún tipo de duda que de la manera que está escrita la ordenanza se trata de un derecho de construcción sobre inmuebles urbanos”. 

Por lo tanto Checchia reafirmó que “de la lectura del texto no cabía ninguna duda” que no era aplicable al sector rural, “pero ahora nos encontramos que desde el Departamento Ejecutivo lo quieren hacer extensivo a la parte de inmuebles rurales, y queremos explicar que la ordenanza fiscal e impositiva que está vigente y que votamos en la parte de derecho de construcción, es la misma que viene siendo aprobada desde años anteriores, por lo tanto que quede en claro que los concejales no aprobamos ninguna modificación en cuanto al derecho de construcción”, 

Afirmó el edil de Cambiemos que “lo único que hay de manera diferente es la interpretación por parte del Departamento Ejecutivo y sus asesores, esa interpretación diferente requirió que se incorpore en la ordenanza fiscal e impositiva un anexo que es ni más ni menos que una declaración que debería hacer el propietario del inmueble rural con las mejoras que han tenido lugar en su establecimiento rural. Pero que pasa, el derecho de construcción, toda tasa y todo tributo que existe en nuestro país requiere de que tenga un hecho imponible para poder cobrarlo, y el hecho imponible que marca nuestra ordenanza fiscal e impositiva no estaría alcanzado según nuestra interpretación el derecho de construcción sobre inmuebles rurales”. 

Checchia apuntó que “le podemos agregar todos los anexos que se quieran, pero si el hecho imposible no alcanza al sector rural no se le puede cobrar este derecho de construcción. Todo lo que existe en este momento es una interpretación de lo escrito años atrás por parte del intendente, que no concuerda con el análisis y el espíritu que esta ordenanza consideramos que tiene”. 

Finalmente, aclaró que “a nuestro criterio es una facultad que le corresponde a la Provincia, porque en el distrito lo que se cobra por tasa vial se hace en función a las hectáreas que tiene cada inmueble, pero en la provincia toda valuación con respecto al inmobiliario rural se hace sobre una valuación fiscal del campo y allí entrarían todas la mejoras, por lo tanto consideramos que al municipio no le corresponde cobrar lo que pretende”. 

En tanto su par de banca en Cambiemos, Ethel Diez, se refirió a que en el bloque “hemos tenido consultas y lo que explicamos es lo que dijo Gustavo (Checchia), que se ha trabajado sobre esto y dentro de la documentación que tenemos no hay donde diga que corresponda cobrar este derecho por mejoras al sector rural”. 

A lo que Checchia apuntó que “la potestad que tiene el municipio en el caso de tasas y derechos se da en la medida que preste un servicio, pero si no lo hace no lo puede cobrar, entonces debemos plantearnos cuál es el servicio que le está prestando el municipio a los propietarios de inmuebles rurales sobre las construcciones ya hechas, por lo tanto es totalmente arbitrario”.