115 años junto a cada tresarroyense

ST 7. 4°
Escasa nubosidad

La Región

Coronel Suárez

Una historia de amistad hasta compartir un riñón

23|03|18 10:51 hs.

Nicolás Waispek y Jonatan Maier son amigos con mayúsculas. Realmente en todo el sentido y significado de la palabra, que conlleva estar unidos en todas las circunstancias de la vida. Si, en todas. Esa amistad se inició cuando uno tenía tres años y dos el otro, en una misma cuadra del Barrio Fonavi de Coronel Suarez, sobre la avenida Sixto Rodríguez.


"Compartimos prácticamente todo de chicos, desde jugar al fútbol, en el club, en Deportivo, hasta ir a la escuela, dormir en carpa juntos, jugar en los patios de las casas. La verdad que toda una vida juntos", dice Jony, que ahora tiene 31 años, mientras que Nicolás tiene 30. 

Desde ayer, uno de los riñones de Jonatan Maier está ahora en el cuerpo de su amigo del alma, Nicolás Waispek, y ambos evolucionan como se esperaba. 

Es que Nicolás tuvo síndrome urémico hemolítico a los 7 años de edad, lo que le provocó la atrofia de los riñones. Hasta ayer, Nicolás había sido sometido a dos trasplantes de riñón. El último se lo había donado su tío, y lo tuvo por 18 años. 

Para esta tercera intervención, su tía política iba a ser la donante, pero a último momento no pudo y ahí su amigo de toda la vida, Jonatan Maier, le manifestó su deseo de ayudarlo. Una semana atrás Jonatan tuvo la noticia de que sus riñones eran compatibles. 

"El miércoles pasado fui a Buenos Aires para hacerme el último estudio, que era para ver cuál de los dos riñones sacar y si estaba todo bien. Y el viernes lo llaman al papá de Nico para avisarle que estaba todo bien. Me llama Nicolás para darme la noticia. Me dice: salió todo bien, el médico pregunta si estás de acuerdo en hacerlo el jueves 22. Le respondí que ya quiero hacerlo, cuánto antes mejor". 

El trasplante se realizó en el Sanatorio Austral de Pilar, y todo Coronel Suárez estuvo pendiente del hecho, hasta que llegó la mejor noticia. La vida ganó otra batalla y la amistad escribió su mejor capítulo.