115 años junto a cada tresarroyense

ST 6. 2°
Despejado

La Ciudad

Geriátricos del horror

Salud desconoció el informe público que habla de abuelos desnutridos

08|02|18 09:21 hs.

Crespo desconoció un informe público de la fiscalía en el que se confirma la existencia de abuelos desnutridos en el geriátrico de avenida Güemes. 


En su afán de no admitir -y defender a la secretaria de Salud Isabel Tarchinale- cuando como autoridad dijo que "están exagerando las versiones". 

"Es un tema que está en fiscalía y se van a pedir los informes médicos de la gente. No sé qué dicen las historias clínicas", afirmó cuando fue consultada al respecto.

"Es un tema que está en fiscalía y se van a pedir los informes médicos de la gente. No sé qué dicen las historias clínicas", afirmó Crespo cuando fue consultada sobre residentes desnutridos. 


Ocho 
A todo esto, dos inspectores de la Dirección Provincial de Fiscalización, de La Plata y un inspector de Región Sanitaria 1 de Bahía Blanca encabezaron el martes una inspección por ocho geriátricos que carecen de habilitación. 

De la recorrida formaron parte autoridades de Salud, entre ellas, Patricia Crespo, responsable del área municipal de la tercera edad. 

La asistente social brindó ayer una conferencia de prensa de la que se ausentó minutos antes la secretaria de Prevención y Salud, la hebiatra Isabel Tarchinale. 

Allí dio a conocer que fueron ocho las residencias visitadas y por las cuales se iniciaron expedientes para que Provincia pueda intervenir en el control de sus casos. 

Después de indicar que las autoridades locales desconocían el criterio utilizado para la elección de los geriátricos visitados, Crespo contó ante los medios que "ellos (Fiscalización) eligieron los que tenían expedientes más avanzados o viejos".   

Crespo reconoció hay unas 300 personas contenidas en unas 28 residencias que el municipio lleva registradas, "algunas de las cuales ya habían cerrado como consecuencia de la fiscalización".  


Nada grave 
En el encuentro con los medios llevado a cabo en las oficinas de la secretaría, aseguró en las inspecciones "no" fueron detectadas situaciones graves, aunque sí problemas edilicios.

"Algunos tienen bastantes falencias, se replanteó alguna reestructuración, un cambio de lugar. En cuanto a la atención de los residentes la mayoría observaban en las actas que veían bien a la gente que se vió", afirmó. 

A partir de la inspección los propietarios de cada residencia tendrán que encarar su adecuación y deberán realizar notas de descargo ante la Provincia. 

"Ahí van a informar todos los puntos en los que no cumplían y los plazos en que los van a cambiar", tanto en el aspecto edilicio como en la incorporación de personal. "La idea es que estén todos habilitados, por eso queremos acelerar los procesos", señaló. 

A cumplir 
Entre los ocho visitados hay algunos muy cerca de lograr la habilitación, pero otros deben encarar importantes cambios edilicios considerando que alquilan y los espacios que necesitan resultan ser superiores. 

En el anuncio con el que encabezó la conferencia de prensa dijo que el recorrido "fue satisfactorio, y con la gente de Fiscalización acordamos que las actas que nosotros habíamos enviado le van a iniciar expediente para que Provincia puede iniciar la fiscalización, y aclaró que el gobierno bonaerense fiscaliza cuando se inicia el expediente. 

Manifestó además que "la voluntad del municipio es la de seguir acompañando como veníamos haciendo hasta ahora pero como hay tanta cantidad de residencias que van surgiendo, la idea es optimizar e incrementar el trabajo". 

Para ello el municipio resolvió incorporar una persona al equipo para dinamizar la elaboración de los expedientes con los cuales alcanzar las habilitaciones. 

"La red principal de contención que tienen las personas, es la familia. Y está fallando tremendamente, y el Estado responde tratando de sostener a esa persona para que continúe en un lugar digno", dijo Crespo 


En tanto Crespo reconoció hay unas 300 personas contenidas en unas 28 residencias que el municipio lleva registradas, "algunas de las cuales ya habían cerrado como consecuencia de la fiscalización".

Incluso dijo que "después de esto nos han dado datos de algunas que no sabíamos que existían". No obstante afirmó que de "las que vayan surgiendo" espera poder acelerar el proceso para generar su número de expediente para tramitar la futura habilitación. 

Trata de sostener 
La responsable municipal de las políticas para la tercera edad admitió que desde Desarrollo Social se sostiene una política por medio de la cual se les paga el alquiler a personas mayores sin recursos para vivir en este tipo de alojamientos. 

"A eso habría que hablarlo con Desarrollo Social pero hay gente que no tiene recursos y no tienen familiares", dijo. 

Y agregó que "la red principal de contención que tienen las personas, es la familia. Y está fallando tremendamente, y el Estado responde tratando de sostener a esa persona para que continúe en un lugar digno", concluyó.